Una plataforma segurizada para la gestión de objetos conectados

Proteger nuestra identidad se ha convertido en una cuestión esencial en el mundo en que vivimos. Idemia es una empresa francesa líder mundial en identidad aumentada. Da empleo a 13.000 personas con una cifra de facturación de 3.000 millones de euros. El objetivo de esta empresa es hacer que nuestras rutas diarias sean a la vez fluidas y seguras, ya procedan de instituciones financieras o aeropuertos.

Nuestra identidad ya no solo está registrada en un fichero nacional o certificada por un documento oficial. Actualmente, es lo que desbloquea nuestro smartphone, valida nuestros pagos, nos permite cruzar algunas puertas, etc…

Centralizar y segurizar los datos

CapGemini, por su parte, tiene un importante papel en la transformación digital y el acompañamiento empresarial. Su colaboración con Idemia se dirige fundamentalmente al desarrollo de una plataforma única. Esta acción revisará todos los objetos conectados con un nivel muy alto de segurización de acceso y de datos. La protección de datos informáticos sigue siendo un tema importante para las empresas. Sin embargo, esto también es aplicable a todos los fabricantes relacionados con IoT.

Para una aplicación de salud, por ejemplo, el intercambio de información vital otorgará a los médicos una mayor flexibilidad en el cuidado de sus pacientes. Por tanto, los médicos podrán tomar mejores decisiones. El uso de IoT autenticados y encriptados y el acceso a flujos de datos protegidos en la plataforma les ayudará.

¿Es realmente necesaria una colaboración entre Idemia y CapGemini?

Idemia combina en su know-how tecnológico, los aportes de la Inteligencia Artificial, la biometría y la criptometría. De este modo, la empresa ofrece así las mejores garantías de segurización de los accesos.

Por su parte, la plataforma abierta ofrecida por CapGemini, es entendida a nivel industrial. Conecta objetos conectados de todo tipo, con el objetivo de centralizar los datos. “Nuestras soluciones son complementarias en términos de seguridad. CapGemini tiene experiencia en lo que respecta a la nube. Por su parte, Idemia tiene un buen conocimiento de los dispositivos físicos y aporta su cadena de cifrado de extremo a extremo”, explica Jean-Pierre Petit, director de digital manufacturing de CapGemini.

Igual de entusiasmado que Yves Portalier, vicepresidente encargado de la actividad IoT de Idemia, que declara: ” Estamos encantados de unir fuerzas con CapGemini, sobre todo porque nuestras competencias se complementan bastante.  Impulsada por la solución M-Trust, Idemia aporta su reconocida experiencia a CapGemini con el objetivo de ofrecer nuevos servicios de seguridad a todos sus clientes, independientemente de sus sectores de actividad.

¿Por qué la solución M-Trust es diferente y más segura?

Según Idemia, M-Trust atribuye a cada objeto su propia identidad. Está se seguriza perfectamente en el sistema y se comparte con el servidor. La autenticación del objeto es única y evita los intentos de clonación. Un nivel muy alto de cifrado garantiza la confidencialidad de la información intercambiada a través del objeto y la ejecución correcta de las órdenes que recibe. Podemos imaginar que el problema es crítico cuando el objeto en cuestión es un marcapasos, un glucómetro o incluso una cámara de vigilancia.

Se necesitan grandes medios para la protección de datos contra ataques y copias. La puesta en marcha de plataformas segurizadas permitirá a cualquier compañía que opere con objetos conectados conectarse y almacenar sus datos, con toda confianza y sin ningún riesgo para los usuarios en último término. Es esta confianza la que acelera el descubrimiento de nuevos usos y mejora la vida de todos.

Leer también: ¿Aún controlan los estadounidenses su propia seguridad?